La belleza trasciende la estética

domingo, 14 de enero de 2018

Ploc









MI mano con jabón, en la cocina.
Ahora que concluye la jornada
no hay nada en la memoria
salvo el agua de un grifo
(su música diciéndome:
“Hiciste bien las cosas mudándote a los platos”).
Ni rastro del aplauso después del recital
o aquella traducción que me han propuesto
de un autor que bueno,
diré que me apasiona.
De aquello que nos pasa
recuerda el corazón lo menos agendado.
El agua que he caído para que tú descanses.

Jesús Montiel




15 comentarios:

Maite Lorenzo dijo...

¡¡Ummm!!! Qué poema tan precioso.
Y es cierto, lo que queda es lo menos agendado (agendar, un verbo que utiliza mucho mi jefe) y que aquí queda de maravilla.
Gracias por presentarme a este poeta, ya lo tengo "anotado".
Buen lunes y besossss

CHARO dijo...

Extraño poema para mí pues lo he leído varias veces y no he logrado entenderlo y seguro que el autor quiere trasmitirnos algo en esos versos.Besicos

Rosa dijo...

¿A que sí?
Pequeñas y sencillas cosas que hacen grande y apetecible la vida, que nos sorprenden.
Las que guarda el corazón.
El último verso es maravilloso.
Me alegro de que lo 'anotes'.

Un beso.

Rosa dijo...

Recuerda al final de su día, sobre todo, el goteo de un grifo.
Después de su recital, de la traducción de un autor que le apasiona, recuerda en su corazón algo pequeño, casi insignificante, el goteo. Es como una contemplación. Algo pequeño, algo no previsto, algo 'no agendado.
Existe una escena en el excelente documental "El gran silencio", no sé si lo has visto, que sucede en la cocina del monasterio. Uno de los cartujos lava bajo el grifo unas acelgas, el sonido del agua, su cadencia, es de lo que más me impactó del documental, aunque parezca insignificante ...
Lo recordé al leer el poema.
También una caricia del Salmo 23 puede ser un buen recuerdo.
Tantas cosas pequeñas aparentemente ...
Muchas veces la poesía no la leemos en el momento preciso, o no conectamos, es normal, Charo, sucede ...

"De aquello que nos pasa
recuerda el corazón lo menos agendado.
El agua que he caído para que tú descanses".

Utiliza "he caído" como una alusión espiritual ...

Muchos besicos ...

dijo...

Es precioso!!Porque al final de un día cotidiano,es cuando viene el descanso,el pensamiento se mueve y pregunta el corazón si todo está cumplido...
Y la alusión a lo espiritual ,perfecto,porque el agua es vida y cuando las gotas caen sobre las manos,nos las están acariciando ,besando,como un descanso.
Besucos

Rosa dijo...

Así es, Gó, son momentos imprescindibles, como los describes.
Y me encanta la alusión que haces del agua.

Un beso, Gó.
Gracias.

Eri Sunny dijo...

Amazing post!
I`m following your blog with a great pleasure in GFC
Follow back? Sunny Eri: beauty experience

karin rosenkranz dijo...

Hermosisimo! Me ha encantado!

Rosa dijo...

Thank you, Eri Sunny.

I will visit your blog.

Rosa dijo...

Gracias, karin.
Me alegra que te guste.

Un beso.

Una Julieta de Jesùs dijo...

Hola querida y extraordinaria Rosa ♥ paso para dejarte un abrazo hiper grande,
y un beso en cada mejilla, gracias por estar y por tu saber compartir...
eres un ser maravilloso e increìble colmado de bondad !!!
Bendita seas !!! y abrazote nuevamente de corazòn a corazòn ♥

PAZ Y BIEN

Anónimo dijo...

Es bonito el poema. La importancia de lo cotidiano.
Ploc ;)
Besos, Rosa
(Paloma)

Rosa dijo...

¡Holaaaaaaaaaa, mi querida Julieta!!!

¡Qué alegría verte!!!
Querida Julieta, sabes que te quiero mucho.
Lo mismo te dejo, un abrazo ¡hiper grande!!! y ¡un beso en cada mejilla!
Gracias a ti, mi querida y dulce Julieta.

Un beso muy grande, de corazón a corazón, como siempre ...

PAZ Y BIEN.

Rosa dijo...

Tan importante.
:)

Un besooooo, Paloma.
:)

MuCha dijo...

hermosa imagen
me gusta el escrito
va perfecto para tu entrada